¿Aceptas o Toleras?

toleras o acpetas

Es una de las preguntas que aún en el siglo 21 no solo no está claro el concepto, sino que si saben el significado de cada una de esas palabras.

De hecho, el efecto directo de no conocer propiamente el significado se ve reflejado diariamente en la perpetuidad del racismo, la xenofobia, el clasismo, el prejuicio, la exclusión y la separación, que la raza humana continua utilizando como excusas.

No nos vayamos tan lejos, nosotros mismos lo hacemos en el microcosmo de nuestro entorno directamente con nuestros vecinos, nuestra familia inmediata, nuestros compañeros de trabajo, en la carretera, los programas que seguimos y hasta señalamos a aquellos que “piensan diferentes a nosotros”.

Es muy común el escuchar la expresión que nosotros (quien quiera que sea) “toleramos” a las personas que nos rodean, específicamente lo escuchamos en los líderes de los principales dogmas del mundo.

En algún momento hemos cada uno de nosotros utilizado o hemos sido oyentes de expresiones tales como “que aunque no nos caiga bien, lo toleramos” “que aunque no pensamos igual en muchas cosas, lo toleramos porque es parte de la familia” “lo toleramos porque no hay más remedio, ya que la persona no va a cambiar”.

Lo curioso que en cada una de ellas, partimos de una premisa falsa de que “tenemos” que “tolerar” esa conducta y que por eso se justifica.

Pero no nos percatamos que este tipo de expresiones vienen desde aquellas personas que son honestamente racistas, aquellos que son “bullies”, personas recalcitrantes los cuales su terquedad los ciega.

A su vez, están aquellos que con el silencio se solidarizan con las expresiones vertidas anteriormente, perpetuando una conducta que va en contra de quien es el ser humano en su escancia.

Es curioso como aceptamos solo en momentos inevitables, con una notable rebeldía, ya que entendemos que no tenemos opción alguna. Es en ese instante en donde sin remedio o escapatoria del desenlace final impuesto por una mayoría, nos rendimos ante una percepción de realidad presentada.

Ya sea por ejemplo un diagnóstico de una enfermedad mortal, la muerte de un ser querido, la mudanza de un gran amigo, la ruptura sentimental, o simplemente una ley que acaba de ser aprobada por una corte.

tolerancia

Pero el acto voluntario de la aceptación, se ha convertido en una rareza en estos días, específicamente en adultos, ya estos han sido condicionado a vivir en la separación y aislamiento permanente selectivo.

Este acondicionamiento de vivir en separación de nuestros principios básicos, nos ha llevado a aceptar como natural las guerras, el que no se respeten las diferencias y que se vea eso como algo inusual.

También esto lleva a su vez que el virus de la envidia sea propagado no por las vacunas que nos imponen, sino por las acciones que modelamos de aquellos que si saben que son modelos a seguir.

Somos desgraciadamente, un gran experimento científico, en donde la contradicción es el objetivo y la absolución de la verdad es la meta, para mantenernos alejados de la simple verdad.

Nos tratan de esconder los datos reales, las evidencias que existen no descubiertas por la ciencia moderna, sino por los ancestros que solo confiaban en que su mente, la maquina más importante que tiene el ser humano desde que llegó a esta existencia.

Era esa simple máquina compuesta de pensamientos y sentimientos la que les daba espacio para recordar las historias transferidas por sus sabios abuelos, en donde la verdad era libre y la misma no tenia filtros.

De hecho, está mas que comprobado de que esa masa encefálica, la cual pesa alrededor de tres libras y que aquellos que nos desean condicionar dice que no se explica como la espina dorsal la puede aguantar, es quienes controlan nuestra vida entera.

Ese control se extiende desde nuestra salud, nuestra felicidad, en donde estamos y hacia donde vamos, en donde vivimos, en donde trabajamos, que nos gusta y que no “toleramos”.

A su vez, es interesante como esa misma maquina que nunca descansa, es la que permitimos que nos traicione en momentos de incongruencias con nuestras creencias ancestrales.

Dejamos que eso que aprendemos de engaños premeditados, esos que vivimos en una supuesta plenitud, que experimentamos y que por alguna extraña razón damos por sentado y absoluto, sean nuestra vida.

La tolerancia tiene una fecha de expiración, así como nuestra muerte. Pero la inclusión, tiene unas ramificaciones inimaginables que nos llevan por caminos inesperados, llenos de riquezas, aventuras y sobre todo de esperanza.

Esa misma que nos hace pensar que hay un mejor mañana, que no importa lo que sucedió, la lección se aprendió y continuaremos en nuestra evolución continua y constante.

Que el ser inclusivo significa primero el poder reconocer quienes somos, aceptarnos, entender nuestras posibilidades y sobre todo, tener la habilidad de vernos reflejados en los demás, ya que somos un espejo de ellos.

Que el simple hecho de que una pregunta nazca de la curiosidad de una observación o de un pensamiento libre, sin estar contaminado por las voces compradas por los intereses, es una gota de esperanza dentro de un mar de confusiones.

Que tal si en vez de dejar que otros nos digan que hacer, comenzamos a hacernos preguntas a nosotros mismos, y le damos el espacio necesario a nuestra mente para que nos de la respuesta.

Que tal si en vez de estar viviendo en automático, a prisa, comenzamos a disfrutar de lo que tenemos, para así poder discernir lo que anhelamos.

Que tal si en ves de restar, sumamos a nuestra individualidad, reconocemos que todos no importa quien vamos a ser diferentes y que la riqueza de eso, es la diversidad de posibilidades que existen como en la ciencia que alegadamente nos rige.

Que tal si erradicamos la palabra tolerar y comenzamos a vivir en una mundo inclusivo.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s